Alfonso Durazo Montaño Secretaría de Seguridad Decreto de Austeridad

Vale un millón y medio de pesos la vianda Alfonso Durazo Montaño

Fecha de publicación: 17 agosto, 2020

Vale un millón y medio de pesos la vianda Alfonso Durazo Montaño
Compartir:

Alfonso Durazo, secretario de Seguridad Pública y Ciudadana, puede ordenarle a sus a cocineros que le preparen Rib Eye, New York, Sirloin o tacos de calamar, camarones cada vez que desayune o coma.

Esa suculenta vianda del encargado de la agenda de seguridad del gobierno de Andrés Manuel López Obrador, cuesta como precio máximo un millón 550 mil pesos, según el contrato en poder de Rock 101.

Sergio García Blanco, director de Área de la Dirección General de Recursos Materiales, Servicios y de Obra Pública, se encargó de que no falten alimentos y bebidas en la oficina del titular de la dependencia.

El contrato es válido del 9 de abril y hasta el 31 de diciembre de 2020, en el se establecen las características de los alimentos, en qué dirección se deben entregar y la periodicidad de esas entregas.

Lee: Un parque y un campo de beisbol en Chalco son promesas de AMLO que cuestan 104 mdp

El documento señala qué tipo de alimentos y a qué precios se servirán en el comedor de la oficina del secretario, al que tienen acceso mandos de la policía, funcionarios del gobierno federal e invitados.

Uno de los apartados del contrato determina las características de los alimentos de Durazo.

Dice el documento que “El proveedor garantiza que los alimentos contarán con calidad profesional, igual o mejor que los estándares operacionales reconocidos”.

La lista incluye desde especias, postres, cárnicos y mariscos que serán parte del menú del Secretario y su grupo cercano de trabajo.

Los alimentos y demás ingredientes para la preparación de los platillos se entregarán en las oficinas de Alfonso Durazo, ubicadas en Constituyentes 947, en la alcaldía Álvaro Obregón. 

El contrato establece pagar como mínimo a Grupo Gastrónomico Gálvez 650 mil pesos y como máximo un millón y medio de pesos por los alimentos para Alfonso Durazo.

Grupo Gastrómico Gálvez vende 242 productos por pieza, manojo o kilogramo, las cuales son seleccionados por el personal de la Secretaría de Seguridad Pública Ciudadana.

Entro ellos está la carne de res, de cerdo, de pollo y carnes frías, así como pescados, que ocupan gran parte de la lista de viandas que se sirven al responsable de la seguridad nacional.

Y no sólo es un producto de cada especie de carnes lo que sus impuestos y los míos pagan de está lista, chicharrón, falda, maciza, costilla, milanesa, muslo, pechuga, pierna, están incluidos.

Lo mismo arrachera, bistec, caña de filete, cecina, sirloin, New York, T bone y hasta suadero, se le preparan a quien en su momento fuera el súper asesor del presidente López Obrador.

Lee: Del Triángulo Dorado sacarán molibdeno para fabricar aviones y autos

Los precios de las carnes varían en todos estos productos, que son los más caros de la lista y van de los 182 pesos hasta los 319 pesos por kilogramo, a lo largo de ese listado se distribuyen verduras, frutas y especias.

En este apartado del contrato de la dependencia federal, podemos encontrar también, al menos 12 variedades de mariscos, pescados y moluscos.

Lo más barato es el kilo de mojarra limpia en 87 pesos y lo más caro el róbalo en filete de 500 gramos a 638 pesos la pieza, así como las carnes y las especias, la comida de mar está distribuida en el listado.

De acuerdo con el decreto de austeridad y disciplina presupuestal aprobado por las cámaras federales este año, “los gastos por concepto de alimentación, no podrán exceder los gastos marcados en el presupuesto de egresos de la federación, en tanto no se autoricen nuevos programas”.

En el decreto del presidente López Obrador se determina que puede haber excepciones a la regla y deberán estar plenamente justificadas ante el órgano encargado del control interno que corresponda.

Será a través de las secretarías de Hacienda y Crédito Público (SHCP) y de la Función Pública (SFP) que se emitirán los lineamientos para la adquisición de bienes y servicios de uso generalizado de los entes públicos. 

El objeto del contrato omite señalar si el pago corresponde a una semana, a un mes o a un año de entrega de insumos y alimentos, sin embargo sí indica que las órdenes de suministro son semanales o en su caso extraordinarias.

En la lista no se consideran ningún tipo de bebidas, salvo agua mineral y es la única que aparece tanto en el contrato como en el listado de todos los productos.

Escrito por: Marco Campillo