Muchas compañías ven a las bebidas sin alcohol como la “mayor oportunidad en el mercado”, dice Frank Lampen, que dirige Distill Ventures, que ayuda a productores pequeños con inversión y consejos, y está respaldada por Diageo, el gigante de las bebidas británico.