hi

Sonic Arsenal – Ramones en dos tiempos: rápido y más rápido

Durante dos décadas los Ramones hicieron música tres acordes y dos tiempos: rápido y más rápido. Su falta de virtuosismo no se comparaba en nada con los grandes pasajes musicales que se escuchaban en el momento de su formación, sin embargo con una fórmula tan elemental se quedaron impregnados en la memoria de cientos de grupos.

Su estilo se ubicaba entre los Beatles, los Kinks, Herman’s Hermits, MC5 y los grupos pop de los 60, la mezcla tan ecléctica sólo podía generar un estilo como el punk, sin embargo la anarquía sería incluida tan sólo unos años después por uno de sus seguidores, los Sex Pistols. Desde su álbum ‘Ramones’ (1976) hasta ‘Adiós Amigos’ (1995), el cuarteto neoyorquino no logró colocar ningún sencillo en las listas de popularidad, pero ¿para que necesitaban un número uno, cuándo crearon el sonido que marcaría diversas generaciones?.

“Calor blanco”, así es como definió el fallecido Joe Strummer al también desaparecido grupo The Ramones. ‘End of the Century’ es su historia, contada desde el principio hasta el final, con un riguroso paso por la música y las tensiones internas.

Un coleccionista de discos, un peluquero, un militar inadaptado y un representante con poca suerte se unieron bajo el alias que utilizaba Paul McCartney cuando quería pasar desapercibido. Lo único que les interesaba era devolver al rock el espíritu de rebeldía que le dio vida, las películas de terror y la ropa de segunda mano.

También podría interesarte: Alan Vega, avant punk

En más de una ocasión Tommy Ramone comentó que iban más allá de los elementos mencionados arriba, “visualmente, estábamos influidos por los cómics, el trabajo de Andy Warhol y el cine vanguardista”. En esa línea nos hemos encontrado diversas apariciones en viñetas, en este año vuelven a aparecer con sus chamarras y pantalones rasgados en una nueva novela gráfica que captura perfectamente la historia de una banda legendaria por su actitud, su mala fortuna y sus peleas internas.

 

‘Ramones. La novela gráfica del rock’ es el segundo episodio de una serie de homenajes, en este caso uno realizado por el escritor y guionista Jim McCarthy (‘Neverland’, ‘Juez Dredd’) y el dibujante Brian Williamson, quienes ha diferencia de otros creadores decidieron partir de un momento clave para Ramones, cuando sus aspiraciones los llevaron al estudio de Phil Spector y terminaron siendo sometidos al doo-wop y arreglos preciosistas a punta de pistola. ‘End of The Century’, el título del disco tan adecuado como para el documental y toda una historia que verdaderamente fue apreciada hasta el siguiente siglo.

El fin de Ramones y la introducción del grupo en Salón de la Fama del Rock and Roll en el año 2002, apenas hace seis años, nos deja pensando que los hijos del punk fueron ignorados durante toda su trayectoria, alcanzaron cierto reconocimiento como los grandes, cuando ya no están presentes.

Escucha el programa dedicado al primer disco de Ramones en formato #Revolución33

#SonicArsenal – Sleeveface, la Ilusión y broma

Justo cuando pensábamos que las fundas de los discos se convertirían en algo obsoleto y un recuerdo de muchos momentos musicales, un fenómeno viral en le dio nueva vida a esos objetos de arte. El sleeveface se estableció como una broma, un exceso de creatividad, un costo de oportunidad y uno de los movimientos más populares de las redes sociales.

Existen comunidades en Facebook y Flickr dedicadas al arte del sleeveface, una forma de integración de lo visual con lo real que se expandió rápidamente y que le dio un nuevo sentido a esos símbolos de una época análoga y llena de contemplación. Cientos de fotografías y múltiples galerías digitales muestran a los discos de vinilo como parte de una tendencia, donde la unificación entre el arte y su acérrimo fan niegan completamente la extinción del arte de portada.

El momento preciso en que nació el concepto se desconoce, sin embargo los culpables de que el sleeveface se haya convertido en un fenómeno viral fueron los DJs Carl Morris y John Rostron, que en un momento de extremo aburrimiento en un club de Cardiff tomaron el disco ‘McCartney II’ de Paul McCartney para esconder sus caras del público. Después de Morris y Rostron múltiples DJs del Reino Unido empezaron a repetir el truco en sus presentaciones con fundas de la dimensión correcta, aunque otros adoptaron portadas de cómicas proporciones para agregar un toque irónico a ‘Cat Scratch Fever’ de Ted Nugent, ‘Lust for Life’ de Iggy Pop y ‘Clouds’ de Joni Mitchell.

 

 

No fue algo planeado, pero el resultado fue una escena hilarante que obligó a Morris y Rostron a buscar más caras en su colección de discos. Después de muchas bromas entre amigos, colocaron su primer sleeveface en waxidermy.com a principios del 2006. La imagen mostraba a dos personas saludándose, una de ellas ocultaba su rostro con un álbum de Johnny Mathis. La broma pronto se expandió a través de Internet, adquirió el nombre de sleeveface, se convirtió en un sitio oficial, material en YouTube, un libro, comunidades en Facebook y Flickr con más de 5.000 miembros de diversas nacionalidades, y una exhibición en una galería de Londres.

El sleeveface no sólo se trata de grandes fotos, inmediatamente te das cuenta que hay una gran broma detrás. Algunas veces la broma es lo que la persona hace –un hombre portando una cara de Liberace mientras cocina vistiendo únicamente un saco, boxers y zapatos, una cara de Elvis Costello aspirando, un David Bowie trabajando concentrado frente a una computadora, un Rod Stewart con cuerpo de mujer o un Prince con senos.

 

 

Los miles de ilusionistas han experimentado con el medio – fotografiando caras, puños o extremidades, jugando con géneros, vestuario, proporciones, locaciones y retratos de grupos. Algunos han intentado utilizar las fundas y los booklets de los CDs para verse más intelectuales, mientras que otros han creado un subgénero llamado sleeverotica con las bocas, torsos y glúteos de ciertas cubiertas. Entre más creativa y detallada sea la foto mejor, lo único que importa es la forma en que el arte y la realidad crean una ilusión. De cualquier forma, los resultados frecuentemente son impresionantes.

 

 

La gente tal vez ha hecho esto por años, sin embargo ese extraño y fácil acto parece cobrar importancia en estos momentos, obviamente es algo que no puedes hacer con los MP3s y downloads, el sleeveface exige tener una amplia colección de discos y un gran ojo para montar toda una escena, es necesario el arte del disco para llevarlo a cabo. Y aunque no podemos asegurar que el sleeveface salvará al arte del disco, al menos podemos pensar que miles de personas intentan mezclarse con él para no dejarlo morir sin un último respiro.

Roger Waters en el Zócalo, todo lo que necesitas saber

Queda inaugurada la semana Roger Waters, que además de incluir dos conciertos en el Foro Sol y acto de presencia en la Cineteca Nacional para la premiere del documental “The Occupation of the American Mind”, el músico británico presentará el sábado 1 de octubre los momentos más importantes de la discografía de Pink Floyd en un concierto gratuito.

Si ya tienes listo tu boleto del metro para escuchar parte de ‘The Wall’, ‘Animals’, ‘Wish You Were Here’ y ‘Dark Side Of The Moon, te brindamos todos los detalles para que te prepares para el concierto.

Así decía #RogerWaters hace algunos años. Vendrá cerdo volador con algo alusivo a #Trump?

©Fernando Aceves. pic.twitter.com/uQquUuKkZp

— Fernando Aceves (@Jazzrockman) 25 de septiembre de 2016

En lo que se espera será el mejor inicio de rocktubre, las autoridades del Gobierno de la Ciudad de México calculan que al menos 200 mil personas acudirán al concierto, por lo que implicará el cierre de las calles aledañas desde días antes para realizar la instalación del escenario, pantallas gigantes y filtros de seguridad.

Se estima que con la realización del concierto de Roger Waters en la principal plaza pública de la ciudad, habrá una derrama económica de 60 millones de pesos y hasta el momento ya se ha realizado la reservación de todas las 60 o 70 habitaciones que dan a la plancha de los hoteles aledaños desde hace dos meses, sin embargo el Gran Hotel Ciudad de México tiene disponible un paquete de parrillada y vista desde la terraza por 2 mil pesos, el cual parece que ya se encuentra agotado. Por su parte el Hotel Zócalo Central realizará un brunch por 800 pesos de 13:00 a 21:00 horas, incluye buffet y bebidas, sin embargo si quieres un lugar tendrás que llegar temprano, ya que no aceptan reservaciones.

Si quieres vivir la otra exprencia, ten en cuenta que se implementará un operativo con el apoyo de elementos de seguridad pública, procuraduría capitalina y protección civil, encargados de realizar uno o dos filtros en las calles aledañas para evitar la introducción de bebidas alcohólicas, banderas, aerosoles y objetos punzocortantes. También se cerrarán las estaciones Allende y Zócalo del Metro y se impedirá que la gente acampe.

Recomendamos a la gente llegar con tres o cuatro horas de antelación al concierto, que empezará a las 20:00, y que utilicen el transporte público, no acudan con niños pequeños o bebés, ni con carreolas, y en caso de requerir atención médica o buscar a alguna persona extraviada, se acerquen a los módulos que estarán disponibles en los alrededores.

El acceso al evento se realizará desde temprana hora del sábado 1 de octubre, pero si no logras acceder a la plancha del Zócalo, se espera que se ubiquen pantallas gigantes con audio en las calles 5 de Febrero, Madero, 16 de Septiembre, República de Uruguay, Pino Suárez y Venustiano Carranza, tal como sucedió en concierto de Paul McCartney.

 

Actualización: Protección Civil te recomienda llevar una ‘Tarjeta de Seguridad’ que incluya tu nombre completo, número de teléfono, tipo de sangre y si utilizas algún medicamento o tienes alguna alergia. El formato se puede descargar de la página web.

¿Crees estar preparado? Entonces atiende el llamado de los fanáticos de Pink Floyd, lleva tu encendedor y prepáralo para ‘Another Brick In The Wall, PT. 2’.

 

-->