hi

Banda Sonora 101 – festivales documentados

A diferencia del cine rocanrolero de los 50, que respondía a meros intereses de los mercados de la música y el cine, en los 60 surgió una nueva generación de cineastas, en su mayoría comprometidos con los ideales transformadores de la época, que abordaron el tema de rock desde dos ópticas: por un lado realizaron documentales de giras y conciertos, y por otro se hicieron películas de ficción, musicalizadas con temas de rock, que pretendían reflejar el sentir y pensar de la juventud.

El primer “rockumental” de la historia se llama DON’T LOOK BACK y lo realizó Don Alan Pennebaker durante la gira británica de 1965 de Bob Dylan. Esta película mostró el camino a otros cineastas que dieron seguimiento a los acontecimientos musicales más importantes de los 60. De esta corriente surgieron tres documentales clásicos: MONTEREY POP (1968), WOODSTOCK (1970) y GIMME SHELTER (1970).

También podría interesarte: El rockumental como obsesión

Aquí la selección de películas sobre los principales festivales de música en el mundo:

MONTEREY POP (1968)
Realizado por el padre del rockumental Don Alan Pennebaker, MONTEREY POP es una película que documenta lo sucedido en el lisérgico festival, mismo que se llevó a cabo del 16 al 18 de junio de 1967 en Monterey, California, y en el cual se presentaron artistas y bandas de la talla de Jimi Hendrix, The Who, Ravi Shankar, Janis Joplin, Grateful Dead, Otis Redding, Jefferson Airplane , Canned Heat y The Mamas & the Papas. La intepretación de Jimi Hendrix se volvió icónica cuando prendió fuego a su guitarra mientras tocaba “Wild Thing”. Esta película es un retrato en glorioso technicolor del lisérgico paraíso hippie de finales de los 60.

 

 

GIMME SHELTER (1970)
Realizado por los hermanos Maysles, registra buena parte de la gira americana de The Rolling Stones en 1969 y culmina con el desastroso concierto gratuito de Altamont, California, celebrado el 6 de diciembre de 1969. En el Altamont Speedway Free Festival se presentaron bandas del calibre de The Rolling Stones, Santana, The Grateful Dead y Jefferson Airplane. Mientras los Stones tocaban “Under my Thumb” , Meredith Hunter, un locuaz de 18 años, apareció entre la multitud con una pistola en lo alto. La cámara lo captó y registró para la historia el momento en el que un miembro de los Hell’s Angels, insólitos encargados de la seguridad del festival, lo mata a navajazos y patadas. En ese festival murieron tres personas y decenas terminaron en el hospital, ya por golpes o por sobredosis de droga. En Altamont, se dijo, murió la utopía de los sesenta y nació la represión de los setenta.

 

 

WOODSTOCK: TRES DÍAS DE PAZ Y MÚSICA (1970)
A diferencia de GIMME SHELTER, WOODSTOCK: TRES DÍAS DE PAZ Y MÚSICA (1970) es un fiel retrato de la buena vibra y del enorme poder de convocatoria del movimiento hippie, que en agosto de 1969 reunió a más de medio millón de personas en el legendario Festival de Woodstock. La película se estrenó en Cannes en mayo de 1970 y un año después recibió el Oscar a mejor documental. Entre los músicos y bandas participantes sobresalen Janis Joplin, Carlos Santana, Joe Cocker, The Who, Jimi Hendrix y Canned Heat.

 

 

SWEET TORONTO (1971)
Un documental realizado por el padre del rockumental, Don Alan
Pennebaker, sobre el Toronto Rock and Roll Revival, un festival de un día celebrado el 13 de septiembre de 1969 en el Varsity Stadium en el campus de la Universidad de Toronto y al que asistieron unas 20 mil personas. El evento fue producido por John Brower y Ken Walker. Las cámaras de Pennebaker registraron tanto los actos en vivo como al público asistente. Sobresale la participación de John Lennon con The Plastic Ono Band & Yoko Ono.

 

FESTIVAL EXPRESS (2003)
Dirigido por Bob Smeaton, FESTIVAL EXPRESS (2003) es un rockumental sobre la gira en tren por todo Canadá que en 1970 realizaron algunas de las bandas y músicos más importantes de los sesenta, entre ellos Grateful Dead, Janis Joplin, The Band, Flying Burrito Bros. El filme combina las presentaciones en vivo con material filmado en el interior del tren, que era toda una fiesta ambulante.

 

 

GLASTONBURY (2006)
En 2006, el gran Julien Temple hizo GLASTONBURY, documental celebratorio del 30 aniversario del festival musical más importante de Inglaterra. No se editó soundtrack pero Temple registró buena parte de las actuaciones de Björk, Morrissey, Primal Scream, David Bowie, Coldplay, Nick Cave, Blur y Pulp.

 

 

COACHELLA (2006)
Realizado por Drew Thomas en 2016, COACHELLA es un rockumental sobre uno de los mejores y más concurridos festivales de música que se celebran en Estados Unidos: The Coachella Valley Music & Arts Festival. Esta película registra una selección de actuaciones memorables de los primeros seis años de vida del festival, con bandas de la talla de Radiohead, The Arcade Fire, Björk, Bright Eyes, The Mars Volta, Morrissey, Pixies, Red Hot Chilli Peppers, The White Stripes y The Flaming Lips.

 

 

ALL TOMORROW’S PARTIES (2009)
Retrato fílmico del festival de culto londinense, ALL TOMORROW’S PARTIES, realizado en el 2009 por Jonathan Caouette, es un documental que registra las actuaciones de bandas alternativas del calibre de Battles, Belle & Sebastian, Grinderman, The Octopus Project, Animal Collective, Yeah Yeah Yeahs y Portishead.

 

 

NO CAMERAS ALLOWED (2014)
Un rockumental realizado en 2014 por James Marcus Haney, un melómano empedernido que asiste a los principales festivales de música en el mundo.

 

Malcolm McLaren, la visión pop oportuna

Hoy es cumpleaños de Malcolm McLaren, que ya no está con nosotros desde el 2010, pero aprovechamos el día para hablar de un hombre que no tenía un talento propio, pero tenía la gran capacidad de distinguir lo que podría convertirse en un suceso y el momento exacto en el que se estaba gestando algo grande, algo tan grande como para cambiar la moda, la música, el diseño y el cine.

 

Ese, sin duda fue el talento de McLaren, oler las tendencias y lo comerciable a larga distancia, su talento era hacer dinero. McLaren falleció el 8 de abril y, aunque muchos creen que no tenía ningún talento, debemos agradecerle algunas cosas.

 

Primero, el haber realizado un viaje a Nueva York y después convertir su trabajo para New York Dolls en SEX, la tienda S&M que se revolcó con la ropa de segunda mano y se convirtió en la moda punk. En segundo lugar, el apoderarse de la dirección de The Strand, convertirlo en Sex Pitols, salpicarnos con sonidos terribles que alguien clasificó como “asesinos de la esperanza, asesinos del espíritu” y, a pesar del manejo como banda de pop de los Pistols, dejarnos claro que podías ser cualquier cosa, no importaba si tenías talento o no.

 

En tercer lugar, haber recordado el nombre de su amigo cuando era estudiante de arte. Con una sola llamada telefónica consiguió que Jamie Reid llevara sus protestas situacionistas hasta el diseño para darle al punk los característicos colores rosa, verde y amarillo, y el gran descubrimiento de que sólo con unas tijeras, pegamento y recortes de periódico puedes crear el arte más contundente y controvertido.

 

Y, en cuarto lugar, utilizar a Julian Temple para mostrar su visión del punk. El director aceptó el reto de elevar al cine a los Sex Pitols, pero a pesar de las indicaciones de McLaren logró cambiar la dirección de los videos musicales, rockumentales y el cine sobre música al mezclar animación, material de archivo y escenas en vivo. Sólo vean ‘The Great Rock ‘n’ Roll Swindle’, ‘UK Subs: Punk Can Take It’, ‘Absolute Beginners’, ‘The Filth and the Fury’, ‘Glastonbury’ y ‘Joe Strummer: The Future Is Unwritten’ para comprobarlo.

 

Así que… tal vez Malcolm McLaren carecía de talento y manipulaba todo para perseguir al Dios del dinero, pero gracias a su visión mercantilista nosotros obtuvimos grandes ganancias.

-->