hi

Lo que 2017 le dejó a Hollywood

Por: Iván Cigarroa Moscoso, Periodista independiente y director de Cigarroa Medios

Era un secreto a voces, como sucede en todos los ámbitos, pero el efecto bola de nieve nadie lo vio venir hasta que fue muy tarde.

Me refiero a las diversas denuncias de acoso sexual efectuadas en los últimos meses contra productores y actores de la industria cinematográfica de Hollywood, que sin duda van a afectar las siguientes entregas de reconocimientos a lo mejor del cine, sobre todo en los premios Oscar.

Esto no es nuevo, en años anteriores han florecido denuncias contra el director Roman Polanski o el actor Bill Cosby, dos casos muy sonados y con avances importantes en materia de acoso sexual. Lo cierto es que el primero se encuentra radicando en Francia, donde no existe un tratado de extradición con Estados Unidos, lo que impide su detención, mientras que el segundo ha enfrentado con todas las de la ley las constantes demandas, pero menguando por completo su carrera.

Haciendo recuento, la bomba explotó en Hollywood en octubre pasado, cuando el productor cinematográfico fue acusado de abusos sexuales, cometidos entre 1980 y 2015, por (hasta el momento) 93 mujeres. Lo grave de todo esto es que catorce de ellas aseguran haber sido violadas por el magnate estadounidense. La lista es larga, pero las actrices Ashley JuddRose McGowanAsia ArgentoRosana ArquetteGwyneth PaltrowAngelina Jolie y la francesa Léa Seydoux se cuentan entre ellas.

Obviamente Weinstein niega tales denuncias, pero al día de hoy autoridades de Nueva York, Los Ángeles, Beverly Hills y Reino Unido investigan los casos.

Kevin Spacey es el segundo caso más sonado, luego de que el actor Anthony Rapp le acusara de agredirlo sexualmente en 1986, cuando tenía 14 años. Tras el escándalo, el protagonista confesó su homosexualidad, minimizando lo sucedido con Rapp, pero a partir de este hecho surgieron más denuncias por parte de otros actores, provocando que Netflix anunciara la salida del personaje interpretado por Spacey de la serie House Of Cards. Actualmente no ha hecho anuncio alguno, pero los señalamientos en su contra se han multiplicado.

Lo mismo ha sucedido con los cineastas James TobackOliver Stone y Brett Ratner o actores como Dustin Hoffman o Steven Seagal.

Así que la lista va en aumento.

Pero ¿qué pasa al interior de la industria cinematográfica? Porque nadie debe negar que este 2017, de cara a las diferentes ceremonias de premiación a lo mejor del cine, será recordado como uno de los más oscuros y escandalosos por todas las denuncias suscitadas.

En este momento dicha industria se encuentra dividida, planteando si para las siguientes entregas de reconocimientos tocarán el tema o no. Están tratando de ver de qué manera saldrán menos dañados, ya que si bien los reconocimientos y la transmisión no tienen que ver con la problemática, es una realidad que hay muchos implicados dentro de este sistema –Winstein, Spacey entre otros-.

Además, el riesgo aumenta para el gremio considerando el hecho de que para entonces, las mujeres que resulten ganadoras, (léase cualquiera que esté implicada en el rodaje de las cintas nominadas), querrán subir a denunciar cualquier acoso o exigir un alto a la violencia sexual en contra de las mujeres. Hasta los hombres querrán hacerlo.

A este contexto hay que agregar las probables manifestaciones en contra de los señalados, por parte de grupos defensores de los derechos de las mujeres, sindicatos de actores y todo aquel que desee apoyar. Esto podría provocar que se cancele la alfombra roja, parte tradicional de las entregas de premios, además de abrir otra interrogante: ¿las actrices querrían pasar por ahí en ese momento coyuntural?

Así que los jugadores de la industria cinematográfica la tienen difícil, este 2017 será el año en que todo cambió para ellos, donde el juego de poder sobre actores y actrices, consagrados o aspirantes, se dio a conocer luego de ser un secreto a voces; y que además, siendo la industria más poderosa de Estados Unidos, pueda sentar un precedente en otras como la música o la política donde se denuncien estos serios abusos.

Por lo pronto los nombres arriba mencionados verán un 2018 aún más complicado luego de haber manipulado a su favor las circunstancias sobre hombres y mujeres por igual; y aunque todavía nada está dicho, hay suficientes pruebas para terminar con el poder de varios “intocables” y cambiar el curso de las cosas.

Mientras tanto en México seguimos esperando por la seguridad de las mujeres, aún cuando comienzan a haber mayores denuncias…

-->