hi

Vale 92 mil pesos un perro de rescate como Frida

A la Secretaría de Marina (Semar) le cuesta 92 mil 800 pesos adquirir un perro de rescate extranjero como Frida, aquella mascota que se hizo famosa al buscar a estudiantes entre los escombros del colegio el Enrique Rébsame colapsado por el sismo del 19 de septiembre de 2017.

“Este programa consiste en adquirir dos elementos caninos para ser entrenados en búsqueda y rescate, posteriormente ser empleados para estas labores en apoyo a la población civil ante la presencia u ocurrencia de eventos o desastres naturales”, según un documento elaborado por la Semar para pedir recursos la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP).

Para hacerse de los perros con edad de 8 a 20 meses, con documentos certificados de pureza racial y un pedigrí de trabajo militar, se necesitan más de 185 mil 600 pesos, según el análisis de compra al que tuvo acceso Rock 101.

Lee también: Peña Nieto gasta millones de dólares en aviones y helicópteros

Semar tiene dentro de sus atribuciones apoyar a la población civil en caso y zona de desastre, por la ocurrencia de fenómenos hidrometeorológicos extremos o terremotos, que afectan a la población; empleando entre otras herramientas de trabajo a los binomios caninos integrados por un manejador canino y un perro especializado en función específicas.

Adicionalmente, la Armada de México, en el cumplimiento de su misión y atribuciones de apoyar a la población civil en caso y zonas de desastres, cuenta con elementos caninos destinado para diversas acciones.

“Debido a las ocurrencias de desastres naturales de los últimos años, se tiene la necesidad de fortalecer la capacidad de respuesta operativa para satisfacer las necesidades de la población civil”, comenta.

La dependencia a cargo de Vidal Francisco Soberón Sanz cuenta 4 departamentos caninos en el área metropolitana y otros 30 en los Mandos de Fuerzas, Regiones, Zonas y Sectores Navales.

En esos centros a cargo de la Semar se encuentran distribuidos un total de 248 caninos operativos, los cuales tienen un tiempo de vida útil de un elemento de 9 a 10 años para que operen de manera eficiente con su binomio.

Actualmente, “se cuenta con perros que han rebasado y o se encuentran por cumplir su tiempo de vida útil, los cuales a pesar de que cuentan con un buen estado de salud general, presentan desgaste físico y un cansancio propio de sus edades, lo cual les resta agilidad y destreza en su desempeño”, asegura la Armada de México.

Uno de los riesgos relevantes de la adquisición es la fluctuación del tipo de cambio, debido a que los elementos caninos para adiestrados en la función zootécnica de búsqueda y rescate  son de procedencia extranjera, aclara el proyecto de adquisición.

Lee también: Marina planea comprar avión de 146 mdp

La adquisición de los dos perros incrementará la participación la Semar en el apoyo a la población civil en caso de desastres, los cuales participaran en las diferentes tareas, actuando por sí solo o en colaboración con otras dependencias del gobierno federal, así como con los gobiernos estatales y municipales del territorio nacional.

También aumentará la capacidad de respuesta y presencia de binomios caninos en caso de desastre en el interior del país o a nivel internacional, en las diferentes tareas encomendadas, así como condición fundamental para mantener el Estado de Derecho, agrega Semar

Elevará la capacidad de respuesta para auxiliar a la población en los casos y zonas de desastre o emergencia, señala.

Generará una sinergia en los esfuerzos que realiza el gobierno federal en el caso de apoyo a la población civil en caso de desastres naturales, además de apoyar a las autoridades locales cuando lo requieran, cierra la dependencia.

Lee también: Secretario de Gobernación se salva en accidente aéreo

Marina planea comprar avión de 146 mdp

La Secretaría de Marina (Semar) necesita 146 millones de pesos para adquirir un avión, el cual ayudará a trasladar mercancías y personal para la población civil en zonas de desastre, así como en regiones de difícil acceso.

El programa consiste en adquirir un Avión Cessna Grand Caravan EX de transporte utilitario y gran capacidad de carga para atender la demanda de la institución de transporte logístico de material y personal a puntos estratégicos de manera segura”, revela el organismo a cargo de Vidal Francisco Soberón.

La aeronave tipo Cessna 402-C designada para transportar mercancías de la dependencia y personal llegó a su límite de vida, así como incrementó la demanda de más apoyo aéreo por parte de la Armada de México, explica un documento al que tuvo acceso Rock 101

Según el proyecto de la Armada de México, la compra del nuevo avión de la Semar espera concretarse antes de que acabe 2018, por lo que también contemplan riesgos de una depreciación del peso frente al dólar.

Con el nuevo avión, la Armada de México realizará anualmente 10 vuelos, en los cuales moverá más de 2.3 toneladas de carga. En este momento, la flota aérea realiza unos  215 vuelos, que mueven por todo el país unas 49.0 toneladas de carga.

Lee también: AMLO venderá flota aérea de 326 mdd

Para entregar la mercancía, la Semar ha recurrido a la renta de líneas de autobuses, que ofrecen una velocidad promedio de traslado de 80 km/hr y se ve reflejado en plazos muy prolongados de entrega.

La contratación de aerolíneas de transporte público ha contribuido a solventar las necesidades de transporte, pero la regulación aérea Internacional impide en varias ocasiones trasladar cierto tipo de materiales y equipos, expresa la Armada de México.

El servicio de paquetería comercial, que en algunas ocasiones no tiene penetración hasta el lugar donde tienen que ser entregados los materiales, recuerda el órgano encargado de vigilar los mares y costas de México.

“La situación de seguridad actual del país ha demandado mayor participación de la Armada de México en funciones de seguridad provocando aumento de las Operaciones como una mayor concentración de personal, material, vehículos y aeronaves en puntos estratégicos”, dice.

Se han incrementado los requerimientos de refacciones y servicios de mantenimiento para los aviones de Semar, que en ocasiones, por la naturaleza de sus fallas y con el fin de preservar la seguridad aérea se necesitan atenderse en el lugar en que se presentó la falla como lugares de difícil acceso.

“El reemplazo de componentes y servicio de mantenimiento debe realizarse por parte de personal especializado, lo que implica traslado de personal y material desde los Centros de Mantenimiento hasta el punto donde la aeronave se encuentre”, concluye Semar.

Lee también: Secretario de Gobernación se salva en accidente aéreo

-->