hi

Viaje al cosmos noventero con Niña

Desde mediados de la década de los 90, el nombre de Niña ha sido una constante en la escena de Monterrey, había sido la inspiración de toda una legión de grupos indie y hasta es mencionada en la canción de Jumbo, ‘Siento que’. Sin embargo la fama que aportaron con su calidad a la avanzada regia nunca les dejó sentir el furor a nivel nacional, en parte por su apego a la filosofía independiente y a los múltiples cambios que Niña sufrió a lo largo los años.

Niña se mostraba como una leyenda que parecía no terminar de explotar. Se hablaba del grupo como un proyecto sumamente prolífico, sin embargo no terminábamos de escucharlo, ni en discos ni en vivo. Afortunadamente cambió y por un momento brevre vivimos un atascón fugaz de Niña con presentaciones, sonidos, sencillos y nuevos materiales.

Iniciaban la década de los 2000 con el lanzamiento de ‘Laredo Love’ y diversas pausas para continuar con proyectos alternos como Sport, Dendron y Be my Bronx, cuyos integrantes en su momento fueron parte de Niña y en su momento también fueron una base importante para la escena regia, no la de la avanzada, la del indie DIY cubierta por el sello Happy Fi.

En el momento en que Clemente ya no habla de escuchar los discos viejos de Niña (porqué prefiere cantar ‘Calaveras y Diablitos’) y Catsup continúa con su proyecto sobre la historia visual de Happy Fi, Niña viene de regreso tras tres años de silencio. La pausa trae un nuevo sencillo y una nueva presentación de recuerdos melancólicos de los 90 en el Pasagüero en la CDMX el 17 de junio.

BOLETOS

EARLY BIRD – $250, válido al 2 de junio o hasta agotar existencias

PREVENTA GENERAL – $300

DÍA DEL EVENTO – $350

-->