“Radicales”, la corrupción de los principios personales

Written by on 27/05/2015

Olvidemos de entrada la etiqueta de “ecothriller”, se trata de una película de una directora que no se atiene a reglas de género, dentro de esos parámetros Kelly Reichardt crea un filme lento, de ritmo mesurado que no tiene la intención de encontrar un clímax, al menos no en la pantalla, el cierre se lo lleva el espectador cuando se encienden las luces de la sala. “Radicales” (“Night Moves”, 2014) gira en torno a un trío de activistas medioambientales que planean hacer estallar una presa hidroeléctrica para hacer una declaración política, pero a diferencia de los actos que únicamente llegan a los titulares de los periódicos, Kelly Reichardt decide seguir la historia en las consecuencias, en el momento en que los inocentes perecen en los actos que intentan salvar el planeta. En la primera parte nos introduce en las características de los protagonistas, el líder no oficial Josh (Jesse Eisenberg), la activista de origen privilegiado que patrocina todas las causas Dena (Dakota Fanning), y Harmon (Peter Sarsgaard), el que posee las habilidades para crear bombas. Reichardt decide explorar a través de ellos la corrupción de los principios personales, la diferencia entre la simple protesta y el activismo de graves consecuencias, el costo de los actos y como vivir con una conciencia marcada por las pérdidas humanas. Desde su primer momento en la pantalla, el escenario completamente verde rezuma rabia contenida, amenaza con convertir a la película en un retrato de la acción política francamente patológica, pero la devastación forestal no es la fuente de inspiración aquí, no se trata de los actos heroicos, sino de la ambig�edad, la alienación en el espíritu del activismo más audaz. “Radicales” es parte de la 58 Muestra Internacional de Cine de la Cineteca Nacional, consulta la cartelera.


Rock101

Segunda Odisea

Current track
TITLE
ARTIST

Background