La leyenda de primera mano con música, OFUNAM cierra temporada

Written by on 31/03/2018

La creación artística, a lo largo de muchos siglos, giró alrededor de las cosas relativas la mitología judeocristiana, siempre fomentada desde el poder pastoral y terrenal y a pesar de los cismas heréticos siempre se mantuvo una misma forma de administrar la fe; uno de los grandes aciertos de la división germana del corporativo cristiano fue el de traducir el mito al idioma vulgar, así, los creyentes laicos pudieron acercarse y conocer estas leyendas de primera mano, nosotros pudimos escucharla en compañía de la OFUNAM.

Bach, fervoroso cristiano, con el pensamiento puesto en la divinidad, musicaliza el relato de La Pasión según San Juan, en la que hace una narración cantada de aquella situación buscando provocar los sentimientos más profundos en su audiencia a través de la combinación de las voces de instrumentos y solistas; el evangelista, representado por un tenor, lleva la guía de la narración, Jesús, Poncio Pilatos y –don ich bin nicht– Pedro en voz de los solistas, lo mismo que otros personajes incidentales o narradores a través de las arias; las partes del coro llevan el grueso de la narración de la mano con el evangelista.

La Culpa es uno de los pilares en los que la iglesia católica y demás sectas judeocristianas han cimentado su poder. Tú naciste en el pecado y por tus pecados ha de sacrificarse al cordero de dios para que expíe en su muerte, tus culpas y puedas acceder al paraíso y al descanso eterno –o arder en las llamas del infierno, si no te comportas como nuestros dogmas requieren y cumples con tu aportación económica a lo largo de toooooda tu vida, para la mayor gloria de nuestro señor –obispo o pastor, lo mismo da–; además está ese otro elemento paralizante, ese que quizá sea la fuerza más grande que impulse o detenga/retenga/contenga al ser humano, el miedo; si cuando vino dios lo apresamos, lo torturamos y lo crucificamos, imagínate lo que te vamos a hacer a ti –Inquisitio dixit–. Así se legitima la tortura, la guerra santa, el sacrificio; cuántas vidas humanas, creyentes o no, se han sacrificado a este dios de oro y guerra, de amor y de sangre.

 

Te recomendamos leer otras reseñas de Orquesta Filarmónica de la UNAM

 

Al adoctrinar a los feligreses, principalmente a edades tempranas, se pone especial énfasis en el pasaje de la pasión y muerte del susodicho, con lo que se apela a la empatía, a la compasión por el débil, por el “bueno” y así, como con la muerte de la mamá de Bambi, se le da un golpe demoledor a la capacidad de reflexión del individuo y apelando a su empatía, se programa a aceptar como bueno al ben Yusif, carpintero, pobre, justo y talentoso y como malos a sus antagonistas sin ningún tipo de reflexión o duda.

El mensaje final es claro, Dios en persona vino a sacrificarse para tu salvación, te toca ofrendarle tu vida para hacerte merecedor de su gracia y salvación –y sobre todo, entregar tus recursos materiales y económicos a su administradora para seguir consiguiendo clientes per secula seculorum–. A lo largo de siglos, este mito se ha repetido hasta el hartazgo, desde la tradición oral y escrita hasta las películas con Enrique Rambal o Mel Gibson, producidas por el santo madero –Holywood pues–, siempre como una cuestión de propaganda, enalteciendo los mismos valores y envileciendo a los mismos malos.

Fuera de la temática que de tan común ya resulta aburrida, la música es una gran obra de arte, la música es compleja, profunda y emotiva, las suntuosas texturas orquestales y vocales son realmente conmovedoras y enfatizan a la perfección los pasajes que van siendo narrados, ciertos recursos como el acompañar al narrador con cello y órgano o clavicordio haciendo el bajo continuo le da un matiz especial a la narración y nos coloca en un espacio/tiempo determinado de la historia, diferente al momento del solista/personaje, de las arias para solistas y aun de la narración misma del coro que, por otro lado, a través de contrastes va construyendo espacios sonoros que realmente dan la sensación de ascender a los cielos. Finalmente tenemos una narración muy interesante enmarcada con música excelsa.

Una ejecución formidable de la música de Johann Sebastian Bach a cargo de la bellísima OFUNAM, con interpretaciones magistrales de solistas y coro además del uso de instrumentos de la época que muy raramente vemos en las salas de concierto, como la viola da gamba, el clavecín y la tiorba; excelente cierre de primera temporada.

OFUNAM Gala de Clausura Primera Temporada 2018

Massimo Quarta Director Artístico

Anabel de la Mora Soprano

Guadalupe Paz Mezzosoprano

James Way Tenor

David Oštrek Bajo

Armando Gama Barítono

Orlando Pineda Tenor

Daniel Cervantes Bajo

La Pasión según San Juan, BWV 245

Johann Sebastian Bach (1685–1750)


Rock101

Segunda Odisea

Current track
TITLE
ARTIST

Background