El Metro de la CDMX envuelto en cultura

Escrito por: Karen Anaya

Fecha de publicación: 2 septiembre, 2019

Categoría:

Cine, teatro, música, exposiciones, zonas arqueológicas, libros, esculturas, murales, son algunos elementos culturales que ofrece el Sistema de Transporte Colectivo Metro para las personas que viajan en él.

Entre algunas de estas atracciones se encuentra el pasillo de La Raza que enlaza las Líneas 3 y 5, donde se presenta una exposición de paneles electrónicos, fotográficos y de ambientación. Este mismo ha sido catalogado como el primer museo científico cognoscitivo del mundo dedicado a la divulgación de la ciencia y la tecnología.

Nombrado como “El Túnel de la Ciencia”, cuenta con una ambientación parecida al universo, inaugurado un 30 de noviembre de 1988. Y desde ese entonces ha sido visitado diariamente por capitalinos que hacen uso de estas dos líneas diariamente.

Sumándose a esta atracción, el Metro de la Ciudad de México también cuenta con una oferta cultural que presenta artes muralistas dentro de sus instalaciones, realizadas por artistas como Alberto Castro Leñero y sus constructores, como el del arquitecto de origen Félix Candela.

Asimismo, diariamente las personas que viajan en el Metro pueden encontrarse con un programa de cinco eventos culturales, compuesto por conciertos, obras de teatro, funciones de cine dentro de la Sala de Cine del Metro, ubicada en el transbordo de la estación Zapata que une a la Línea 3 y 12, o bien, pueden visitar el Museo del Metro ubicado en la estación Mixcoac de la Línea 12.

Dentro del mismo, también se ofrecen exposiciones que permiten conocer y tener contacto con material histórico del Metro, realizadas por exhibiciones y algunas muestras representativas.

De acuerdo con El Sol de México, la Licenciada Vanessa Bohórquez, encargada de la Coordinación de Cultura del STC Metro, menciona: “Una de las más importantes sorpresas para cualquiera que trabaja en el Metro, es que somos una población increíblemente culta. La que transita en el metro está ávida de conocimiento, también lee muchísimo, es donde se da más la lectura en toda la ciudad.”

“Cada día hemos logrado que una mayor cantidad de artistas de renombre se vean interesados en exponer en el metro. Una exposición en el Sistema Colectivo Metro puede beneficiar a millones de personas al día si esto lo pensáramos en términos de un Museo sería más difícil brindar una oferta cultural de esa magnitud. Porque nos enfrentamos a uno de los retos más difíciles, que 5.5 millones de personas puedan tener acceso a la cultura.”

Posteriormente, tras la amplia variedad de su oferta cultural del metro, algunos se preguntarán cuánto de dinero se destina para alimentar la parte cultural del STC. Pues bien, con palabras de la licenciada Bohórquez, se conoce que algunos artistas brindan su trabajo a beneficio de la ciudadanía.

El STC Metro, se encuentra a un par de días de celebrar su 50 aniversario (4 de septiembre) y por ello, recordemos algunas de las exposiciones culturales con más renombre hasta ahora. Entre ellas se encuentra, el primer programa cultural realizado en 1972, donde se presentaba una serie de 60 publicaciones, “se hicieron enormes tirajes de ejemplares en un formato delgado para que la gente lo pusiera en bolsas de mano o en los pantalones, a partir de ahí han surgido diversos proyectos. Algunos de los más importantes han sido ‘Leer de boleto’ que duró cerca de 6 años y que se transformaría en ‘Lectura metro’”, mencionó Bohórquez.

Asimismo, menciona que algunos proyectos culturales continúan desde los primeros años del metro, sin embargo, sí han cambiado algunas cosas respecto a su formato. Tal es el caso de la pirámide colocada al interior de la estación Pino Suárez, ubicada desde 1978, que se le ha dado mantenimiento, y a esta se ha sumado una serie de datos históricos dedicados a Ehécatl, Dios mexica del viento, publicados en los muros de una parte del transbordo de la Línea 1 con la 2. “Nosotros tenemos un espacio donde al año circulan 24 millones de personas, lo cual quiere decir que es la zona arqueológica con mayor número de visitas en el país y una de las más importantes del mundo”, dice la Coordinadora de Cultura del STC.

Por otro lado, la Sala de Cine de la estación Zapata, tiene como fin presentar creaciones fílmicas mexicanas para su difusión. “En las partes cinematográficas tenemos un vínculo con todos los festivales, programas pendientes y que se realizan para la difusión de creaciones fílmicas mexicanas, son distintos tipos de programación, pero siempre están planeadas cada mes.”

Y finalmente, una de las más recientes atracciones, es el Museo del Metro, que presenta la explicación de los orígenes del Metro. “Había que hacer una pausa para conocer los orígenes del metro que habla de todos nosotros, es la historia de quienes hemos sido parte o quienes están vivos, es la historia de nuestra cotidianidad para quienes somos ciudadanos, para quienes no utilizamos vehículos y en ese sentido teníamos que contar cómo surge o porque surge.”

Otro de los aspectos importantes del metro con base en la cultura, son los boletos conmemorativos del metro, que en ocasiones rinden homenaje a personajes de la Historia de México, o bien, de hechos históricos.

Por último, uno de los añadidos más recientes del Metro, es el Museo de la Radio en la estación Parque de los Venados, Línea 12, donde constantemente varias estaciones de radio se trasladan a la cabina radiofónica que incluye este Museo, para transmitir desde este lugar. Por otro lado, incluye una exposición histórica del origen de la radio para todos los usuarios del metro.

Como lo ha mencionado Bohórquez, el hecho de impregnar la cultura dentro de las instalaciones ha sido todo un reto a lo largo de los 50 años del metro, sin embargo, gracias a este esfuerzo, el Metro de la Ciudad de México se encuentra entre los tres más importantes del mundo, gracias a su oferta cultural y museística. “El reto verdadero es que tengamos una oferta de calidad al interior, el Metro de la Ciudad de México está entre los tres más importantes del mundo con una oferta cultural y museística, en ocasiones no tenemos tiempo para acudir a las grandes exposiciones”. Por lo tanto, es aquí el reto: “el desafío es que la gente, cuando vas pasando, entre a estas pequeñas burbujas donde esté un museo sin haber salido.”

Hasta la actualidad, el Metro de la Ciudad de México, es uno de los más ricos en aspectos culturales, y uno de los más económicos para apreciar estas obras. Pues con cinco pesos puedes allegarte a estas presentaciones.

 Con información de El Sol de México.