“El Faro” de Robert Eggers

Escrito por: Rock101

Fecha de publicación: 10 enero, 2020

Categoría:

Por Santiago  Barba

Robert Eggers es un director cuya filmografía va comenzando, pero escalando de manera emocionante con apenas dos películas. El cineasta entregó hace 5 años una de las mejores cintas de terror moderno de la década “The Witch (2015)”, en la cual la construcción de una atmósfera a partir de la amenaza intangible, la familia desmoronada y el deseo de volver a ver un ser querido convertían la cinta en una de las películas mas terroríficas.

La cinta trata la historia de 2 cuidadores de faro que tienen que mantener su sanidad mientras viven en una remota y misteriosa isla en 1890.

Lo que al principio parece una simple trama con personajes arquetípicos de cuentos literarios, en solo cuestión de segundos se convierte en una historia torcida e impactante en la cual es difícil apartar los ojos y a la vez ver lo que está ocurriendo en pantalla. Es una cinta en la cual los cuentos mitológicos y los delirios de los personajes convergen de una manera tan brillante que solo te puedes dejar enredar por el terrorífico misterio y la desgastante situación laboral que están viviendo los personajes. La cinta es una historia que te hace sentir los mismos temores que los personajes, pero a la vez te da miedo ellos mismos, y de lo que llegan a pensar que está pasando. “El Faro” destaca mucho al ser una película de terror en la que los elementos presentados en la historia no son implícitos o denotativos, pero hay una estructura clara y precisa en el argumento que se presenta, tiene un lenguaje audiovisual de lo más puro.

 La cinta en mi parecer es visualmente impecable, la relación de aspecto de 1.19:1 y la decisión de que la cinta sea a blanco y negro si le da un impresionante peso visual a la película, no se podría contar de la misma manera si técnicamente hubiera sido hecha diferente, la fotografía de Jarin Blaschke da una enorme relevancia. La ambientación y la atmósfera lograda en la película es fascinante y le da un aire único y autentico a la cinta, cabe mencionar que el director tenía una idea precisa de como seria el faro, por lo que la casa y el faro fueron construidos para la película. Las actuaciones de Robert Pattison y Willem Dafoe son extraordinarias, Robert retrata perfectamente la locura provocada por el exhausto laboral y el misterio de la isla de una manera visceral y Dafoe es un perfecto retrato de un hombre con malos hábitos de época y costumbres toxicas, pero el dúo que conforman los dos y la chispa que tienen juntos en la pantalla hace de esta cinta un brillante cuento de terror, es increíble cómo pueden lograr divertirte he incomodarte a la vez.

Para muchos esta cinta será dura de digerir o procesar, para otros será incomprensible o demasiado gráfica, pero, aunque se pudiera clasificar esta película como provocativa o sensorial queda clara una cosa: en lo que de verdad triunfa y destaca esta cinta es en contar, decir y provocar demasiado con muy poco. Robert Eggers ahora destaca como un excelente y dotado narrador del género.

5/5